Albert Einstein

"El misterio es la cosa más bonita que podemos experimentar. Es la fuente de todo Arte y Ciencia verdaderos". Albert Einstein.

martes, 24 de septiembre de 2013

Viaje en el Tiempo: Los Señores del Tiempo

¿Nunca os habéis preguntado de donde surge la concepción del tiempo? Piénsalo bien querido lector y comprenderás que, hasta las cosas sencillas interiorizadas en nuestro subconsciente tienen una explicación lógica.
Estudios científicos hoy en día valoran cuando fue creado el tiempo, si ya existía antes del Big Bang, si fue creado justo en ese instante o más tarde, e incluso la inquietante posibilidad de que, finalmente el tiempo, simplemente, no exista.

Hoy no es el día de entrar a valorar estas teorías que se escapan a la compresión humana e inclusive a aquellos físicos que hoy en día estudian el comportamiento de lo que hoy llamamos tiempo.
Pero, ¿qué es el tiempo? Os pediría antes de seguir leyendo, que reflexionarais sobre esta inquietante pregunta y atendierais a la posible respuesta si la hubiera, pues yo sólo encuentro en ella más cuestiones que se abren a mi paso. (Para saber más, leer:Un Paseo por la Realidad: Yo o Cerebro )

martes, 17 de septiembre de 2013

El Gran Enigma de Antikythera

La historia no dejará de sorprendernos con innumerables descubrimientos que hoy se abren ante nuestros ojos.

Cartago no podría resistir mucho más. Las líneas de abastecimiento de la ciudad de Siracusa iban a ser obra del pasado. Tras meses de intensa lucha el general Marco Claudio Marcelo podría por fin sitiar la ciudad por tierra y aire y alzarse con la victoria.
Corría el año 214 a.C cuando la guerra había estallado y tras meses de fascinación absoluta, viendo volar barcos que se alzaban de las aguas, de camaradas que morían abrasados por las llamas de una especie de magia, iba a llegar a su fin. Lo que no podía imaginar es que todavía en ese 212 a.C el asedio iba a durar ocho largos meses más.

Plutarco lo narró así:

            “… cuando Arquímedes comenzó a emplear sus ingenios, el disparó inmediatamente contra las fuerzas de tierra toda suerte de proyectiles, e inmensas masas de piedra que cayeron con increíble ruido y violencia; contra lo cual ningún hombre pudo resistir; porque derribaban a todos aquellos sobre quienes caían a montones, rompiendo todas sus filas. Mientras tanto grandes postes empujaban desde las murallas los barcos y hundieron algunos mediante grandes pesos que dejaban caer desde encima de los mismos; otros los levantaban en el aire con una mano de hierro o un pico de ave como un pico de grulla y, cuando los habían colgado por la proa, y puesto de punta sobre la popa, los hundían hasta el fondo del mar; o bien los barcos, colgados por los ingenios de dentro, y hechos girar violentamente, eran arrojados contra las afiladas rocas que sobresalían de las murallas, con gran destrucción de los soldados que estaban a bordo de ellas. Un barco era frecuentemente levantado a gran altura en el aire (algo horrible de contemplar), y era sacudido de acá para allí, y se mantenía meciéndose, hasta que los marineros eran todos arrojados, cuando era arrojado en toda su longitud contra las rocas o dejado caer.”

jueves, 12 de septiembre de 2013

La Partida de tu Vida

-Abuelito, abuelito…- Decía mi abuelo tras esas oscuras gafas que le hacían tener ojos buhescos-. ¿Recuerdas cuando eras pequeño, te asomabas al balcón nos veías venir y nos saludaba desde allí?
-Claro, como no voy a recordarlo-. Asentí levente con la cabeza y sonreía a mi abuelo.

Siempre nos suele dar pena perder a alguien cercano y tan atento como es un abuelo, en cambio, creo que fue lo mejor que nos pudo pasar a todos, incluido a él mismo.
El pasado 18 de Agosto mi abuelo fallecía tras una larga enfermedad. Una enfermedad que en los últimos meses habían dado con él en la cama como única vida posible, sin reconocernos, o al menos así lo creen los médicos, aunque sus ojos con vida nos transmitiera todo lo contrario, sin embargo, ya nunca más podría escuchar el tono de su voz, sus riñas, su risa, sus consejos, sus enseñanzas…
Lo que más me duele no es su partida, no, sin lugar a dudas no. Lo que verdaderamente me duele es el hecho que nos trae hasta aquí, el hecho de que su enfermedad no permitiera vivir desde 2007 como alguien merece, el hecho incesante desde años antes a esa fecha de que se va, se va y no volverá.

martes, 3 de septiembre de 2013

Cuando la Tierra Habla: El Gran Cuello de Botella


Si supiéramos la verdadera fuerza de nuestra madre Tierra, quizás muchos dejarían de atemorizar sus corazones con ardientes y viles mentiras que hoy en día atemorizan y desgarran al mundo.

Hace aproximadamente unos 73000 años, algo ocurrió en nuestro planeta, algo tan terrible que las mayores películas apocalípticas quedarían en pañales frente a aquella destrucción que arrasó casi por completo a la especie humana…
Hubo un tiempo, donde los hombres honraban a la fertilidad de la Tierra, su verdadera madre, su Dios. Un tiempo, que hoy en día los hombres han olvidado, pues las lluvias borraron aquellas palabras que escritas quedaron y atrás dejamos en aquellos mares en los que hoy esos niños, descendientes de aquellos y nosotros mismos, jugamos, creyéndonos dioses.

La tecnología que se ha ido desarrollando desde los años 70, nos han permitido rastrear los orígenes de nuestra especie. Se determinó al estudiar la diversidad genética de la humanidad actual, que la antigüedad era de unos 200000 años, así al menos lo dictaminó el grupo de científicos encabezados por Douglas Wallace (genetista y biólogo evolutivo de la Universidad de Pennsylvania y el Hospital de Niños de Filadelfia, en Pennsylvania. Pionero en el uso de ADN mitocondrial humano como un marcador molecular), sin embargo, se observó, que la variabilidad genética era mucho mayor en un grupo humano en África que entre cualquiera de los demás linajes de la Tierra, algo, que no encajaba del todo. Los científicos llegaron a la conclusión de que el origen del ser humano actual se dio en África, a pesar de todo, había piezas en el rompecabezas que no encajaban.